Lo retro se hizo viral en todos los grandes diseños del no tan lejano 2018. Las novedades por entonces fueron los colores brillantes, el efecto doble en fotografía y las ilustraciones hechas a mano. Este 2019 no va a ser diferente. Seguiremos viendo colores vivos, ilustraciones únicas y composiciones fotográficas.

Si lo tuyo es el diseño gráfico, pero necesitas algo más de formación te animamos a que eches un vistazo a nuestro Máster Internacional en Diseño y Maquetación + Máster en Coaching Tecnológico. Podrás estudiar a tu ritmo y adquirir todo el conocimiento necesario para empezar tu carrera profesional.

Ahora sí, ¡toma nota de las novedades de este 2019 y crea unos diseños alucinantes!

Principales novedades para tus diseños

1. Juego de colores claros y oscuros

Siguiendo la estela de los colores pasteles, escoge una buena combinación entre claros y oscuros. Conseguirás un efecto rompedor y a la vez equilibrado en tus trabajos. Pruébalo, grandes empresas como Facebook y Spotify ya lo están utilizando en sus visualizaciones.

2. Tipografías como foco de atención

Una de las novedades de este año, y que ya se dejaba ver en 2018, son las tipografías grandes y fáciles de leer. Para diseños destinados a medios online es muy recomendable. Si lo combinas con la letra en negrita conseguirás grandes resultados, pues aporta fuerza, confianza e innovación a la imagen.

3.  Degradados con efecto

Ya ves que el color se lleva el mayor protagonismo. Arriésgate y prueba de combinar colores opuestos entre si y aplica un degradado para unirlos. La fusión y el efecto visual que se crea, impacta. Utilízalo sobre formas planas y líneas rectas. Denota un punto futurista y de simplicidad.

4. Ilustraciones echas a mano

No es ninguna novedad, ya eclipsó las tendencias del año pasado. Sin embargo, gurús del diseño gráfico reafirman la presencia de este tipo de recursos. Dan una nota divertida y original a la composición final. Así que no olvides de incluir dibujos con líneas sencillas si quieres aportar dinamismo a tu trabajo.

5. Fotografía de autor

Cada vez más, los grandes diseñadores optan por la fotografía anónima y creativa como protagonista de sus composiciones. El objetivo es conseguir frescura y originalidad con fotos que cualquier persona haría con su propia cámara o teléfono móvil.